Adam Bely, exdramaturgo y exjefe de cienciólogos, vuelve a su natal Maribor después de años de ausencia acompañado de Rosa Portero, periodista de radio. Ambos son aliados para desmantelar al Gran Orco y absolver a las almas que lo conforman, mientras intentan permanecer fuera del escrutinio policíaco. Diversos personajes -algunos de la esfera política y empresarial- se despliegan estrambóticamente en una brutalidad animal una vez son liberadas sus almas. Diseminadas en una conspiración misteriosa y disparatada, desfilan ante nosotros las debilidades de nuestra propia civilización en una parodia pesada e incómoda. Steger juega con una realidad oscura que colorea con la excentricidad y nos recuerda que el carnaval se vive todo el año como una repetición absurda.